tecnica sexual taoista

Ejercicios de sentir durante el masaje Lingam


En el masaje tántrico de Lingam se pueden realizar muchas variaciones en la estimulación y ampliar el potencial sexual de la experiencia. Con esta experiencia los hombres aprender a dirigir y/o acompañar el orgasmo y la eyaculación deliberadamente.

Este acompañamiento eleva el placer sexual y los conduce a un punto intensivo más alto de energía sexual y sensaciones placenteras. Igualmente él o la masajista puede influenciar en el orgasmo masculino a través de este masaje, en el cual la energía desplazada por todo el cuerpo se balancea en la estimulación, la relajación y la tensión.

Ejercicios durante el masaje Lingam:

Primero siente todas las cualidades de cómo te tocan, te acarician y respira profundo, debes estar muy presente durante la experiencia, dale lugar a tus sentimientos.

Siente en tu interior qué emociones, sentimientos y sensaciones surgen y no los valores, solo acéptalos tal y como vienen.

Observa tu curva de excitación. Intenta seguir el aumento de tu excitación, percibe el cosquilleo, vigila el estado de la erección, observa la aceleración de tu respiración y del pulso.

Observa con exactitud el curso de tu excitación, donde exactamente te encentras con tu excitación y pide a la masajista que reduzca la energía del cuerpo y la estimulación del Lingam.

Haz una pausa, respira tranquilo y relaja tu músculo PC alrededor de la próstata.

Puedes recompensarte con una repartición de energía o una eyaculación, observa exactamente cómo, cuándo y donde se produce.

Cuando el hombre se aventura a sentir de manera más profunda, experimenta de un modo muy sutil una onda orgásmica , en la cual fluye libertad, felicidad y el suave desvanecer sobre las ondas del éxtasis.

Bibliográfica consultada

Descubra las fuentes del placer masculino. Michaela Reidl  y  Jürgen Becker.